Noticias


Miércoles 10 de Marzo de 2021

Comunicado del Hospital San Juan de Dios de Burgos

Comunicado del Hospital San Juan de Dios de Burgos

Ante las noticias aparecidas en los medios de comunicación sobre el brote del Hospital San Juan de Dios de Burgos, la dirección del centro desea realizar las siguientes aclaraciones:

Tras el segundo cribado de COVID-19 realizado en nuestro servicio de Laboratorio el 8 de marzo, seis de los once profesionales con PCR positiva en el primero han arrojado un resultado negativo. Y, además, tienen serología IgM negativa e IgG positiva.

De los cinco casos restantes, una sanitaria tiene una PCR no concluyente, por lo que se le repetirá la prueba, y cuatro tienen PCR positiva. El resto de profesionales del Hospital San Juan de Dios, que ya han recibido la primera dosis de la vacuna, han dado PCR negativa.

A ellos se suman siete pacientes COVID-19 positivos en un primer cribado, que están hospitalizados en San Juan de Dios siguiendo las indicaciones de la dirección del HUBU tras la visita de miembros del servicio de Medicina Preventiva, que han recomendado que se quedaran aislados en las habitaciones individuales que tenían asignadas. Dos de los ingresados presentan sintomatología: uno leve y el otro, al ser oncológico, su estado reviste mayor gravedad.

El segundo cribado ha arrojado entre estos siete pacientes cuatro PCR positivas y tres PCR negativas. De estos últimos, dos de ellos tenía PCR negativa e IgG positiva al ingreso (el tercero no aportaba esta última prueba) y, tras serología el día 8, presentan anticuerpos.

Mientras estén ingresados en San Juan de Dios, y hasta nueva orden, el HUBU no nos derivará más pacientes. Asimismo, se ha tomado la decisión de suspender todas aquellas intervenciones quirúrgicas por seguridad. Respecto a la cirugía ambulatoria, se valorará su reanudación una vez que se constate que todos los profesionales que vayan a intervenir en ese proceso son negativos y no pueden transmitir la enfermedad, informando previamente al HUBU.

Por lo tanto, en este momento el brote asciende a cuatro pacientes y cuatro profesionales. Una cifra que se aleja de los 41 infectados reflejados en algunos medios de comunicación y cuya fuente, según ponen de manifiesto, es la Delegación Territorial de la Junta de Castilla y León.

Desde el pasado 1 de enero los pacientes COVID-19 positivos han sido 25, y hasta la pasada semana que se detectó el brote, por goteo. De ellos, 18 fueron trasladados al HUBU hasta el pasado 5 de marzo y siete permanecen ingresados en San Juan de Dios.